El 25 de noviembre es el día para manifestar que cualquier tipo de violencia contra las mujeres es totalmente inaceptable. La violencia sexista es la expresión más violenta de la situación de desigualdad que viven mujeres y hombres. Este tipo de violencia es estructural, en el núcleo de esta violencia se encuentra el propio orden social, es decir, todo un sistema que sustenta, promueve, apoya y posibilita este tipo de violencia. Es, por tanto, un instrumento imprescindible para mantener como están las relaciones de poder entre mujeres y hombres.

Pero el 25 de noviembre es un día para reivindicar en voz alta que rechazamos no sólo toda violencia hacia las mujeres, sino también todos los agentes que la provocan (medios de comunicación, publicidad sexista, juzgados, sistema educativo, mercado laboral …), una jornada para continuar diciendo basta ya.

Queremos recordar a las 4 mujeres que han sido asesinadas este año en Euskal Herria y reiterar nuestro compromiso de seguir trabajando contra todas las expresiones de la violencia y a favor de una sociedad más igualitaria.

Por ello, queremos hacer un llamamiento a todos los y las arbizuarras a participar en la manifestación que ha organizado el movimiento feminista de Altsasu el 25 de noviembre a las 7 de la tarde. Además, es imprescindible mostrar en el día a día una actitud contraria a la violencia sexista e implicarse en la construcción de una sociedad más igualitaria. En nuestro pueblo no tendremos ni paz ni normalización mientras se siga matando y agrediendo a las mujeres por el mero hecho de serlo.

Arbizu, 22 de noviembre de 2019